Día Mundial de la Educación Ambiental

Gracias a la necesidad de una toma de conciencia individual y colectiva, cada 26 de enero se celebra el Día Mundial de la Educación Ambiental, decretado en Yugoslavia en 1975, durante el Seminario Internacional de Educación Ambiental en el que participaron expertos de más de 70 naciones que plasmaron sus objetivos básicos en la Carta de Belgrado.

En 1977 la Conferencia Intergubernamental de Educación Ambiental adoptó la Declaración de Tbilisi, en la cual se establecieron tres grandes objetivos para la educación ambiental:

• Fomentar una clara conciencia y una preocupación por la interdependencia económica, social, política y ecológica en áreas urbanas y rurales.

• Proporcionar a cada persona las oportunidades para adquirir el conocimiento, valores, actitudes, compromiso y habilidades para proteger y mejorar el medio ambiente.

• Crear nuevos patrones de comportamiento hacia el medio ambiente.

La educación ambiental puede lograr que los estudiantes y la sociedad vean los problemas ambientales en su vida cotidiana, motivándolos a buscar soluciones y promoviendo, de este modo, una actitud crítica, responsable y participativa. 

La educación es el arma más poderosa para cambiar el mundo.” Nelson Mandela.

Naciones como México, donde el Centro de Educación y Capacitación para el Desarrollo Sustentable (Cecadesu) diseña, desarrolla e implementa acciones y proyectos de educación ambiental en coordinación con organizaciones sociales, grupos comunitarios e instituciones educativas y de gobierno, con el propósito de que diferentes sectores de la población estén en posibilidades de conocer y comprender de manera crítica e integral las causas de las problemáticas ambientales  e instrumentar medidas para hacerles frente.

También en España son muchos los programas e instituciones que buscan dar la importancia necesaria a la educación ambiental y existen varias universidades que ofrecen a sus alumnos grados en Ciencias Ambientales.

Y en Estados Unidos la Ley Nacional de Educación Ambiental de 1990 le exige a la EPA (Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos) que tome el liderazgo a nivel nacional para incrementar la educación ambiental. La EPA creó la Oficina de Educación Ambiental para implementar este programa.

Es necesario comprender el grado de importancia que tiene la cultura ambiental para proteger y conservar nuestro planeta, por lo tanto la educación debe ser en todos los niveles sociales, sin excepción de personas.

Enseñar a cuidar el medioambiente es enseñar a valorar la vida.