Con inversión de $450 millones de dólares construirán planta hidroeléctrica en Nepal

Katmandú, Nepal.- La Corporación Financiera Internacional (IFC) han anunciado la inversión de $453 millones de dólares para la construcción de una planta hidroeléctrica en el centro de Nepal. La planta aumentará el suministro de electricidad de Nepal en un tercio de los niveles actuales y proporcionará energía limpia a unos 9 millones de personas, parte de un esfuerzo del IFC para crear mercados y combatir la pobreza en el país. 

El financiamiento se proporciona a la empresa privada de desarrollo de agua y energía de Nepal. La firma desarrollará y operará una planta hidroeléctrica de 216 MW, en el río Trishuli, a unos 70 kilómetros al norte de Katmandú. Oficialmente conocido como Upper Trishuli-1, se espera que la estructura de financiamiento del proyecto, las tarifas competitivas y el uso de estñandares contractuales internacionalmente aceptados establezcan un estándar para futuros proyectos hidreléctricos en Nepal.

“Este proyecto es un cambio de juego para Nepal”, dijo Barshman Pun, Ministro de Energía en Nepal. “No solo alimentará cientos de miles de hogares y negocios, sino que también servirá como un ejemplo de cómo las empresas privadas pueden ayudar a Nepal a expandir sus sector hidroeléctrico y atraer la inversión extranjera directa que tanto necesitan”.

Los ríos de Nepal, alimetados por la escorrentía de las montañas del Himalaya, podrían soportar 43 gigavatios de capacidad de generación eléctrica. Pero menos  del 3% de eso se ha desarrollado. Además, el país ha sufrido apagones y apagones, obstaculizando los negocios y dificultando la vida de los residentes.

“No hay duda de que Nepal tiene el potencial de ser una potencia energética”, dijo Bo-Seuk Yi, CEO de la Compañía de Desarrollo de Agua y Energía de Nepal. “Para cumplir esa promesa, Nepal puede contar con la ayuda de empresas privadas, que tienen el capital y la experiencia para hacer realidad los grandes proyectos”.

Se espera que la nueva planta hidroeléctrica se complete en 2024. Además de proporcionar energía limpia y confiable a millones, establecerá nuevos puntos de referencia de impacto ambiental y social y mejorará los beneficios para las comunidades locales. Además, se ha completado una evaluación de impacto acumulativo de los proyectos hidroeléctricos existentes y planificados para la cuenca Trishuli, que ayudará a guiar el desarrollo sostenible en la cuenca.